Destacados

ver más
Semana de la Chilenidad 2018POR Colegio Adventista de Antofagasta
024/09/2018

Con diversas actividades nuestro COADAN celebra las Fiestas Patrias.

Taller de Educación PrevisionalPOR Colegio Adventista de Antofagasta
Charla de Ex Alumnas POR Colegio Adventista de Antofagasta
UST realiza juegos de ingeniería POR Colegio Adventista de Antofagasta
Charla del PIE para apoderadosPOR Colegio Adventista de Antofagasta
Alumnos son bautizados en actividad de GPPOR Colegio Adventista de Antofagasta

Banners

Lectura Bíblica: Apocalipsis 6

Primer sello: Un caballo blanco

1 Cuando el Cordero abrió el primero de los siete sellos, miré y oí a uno de los cuatro seres vivientes decir con voz de trueno: “¡Ven!” 2 Miré, y vi un caballo blanco. Su jinete tenía un arco. Le fue dada una corona, y salió vencedor, para seguir venciendo.

Segundo sello: Un caballo rojo

3 Cuando abrió el segundo sello oí al segundo ser viviente, que dijo: “¡Ven!” 4 Entonces salió un caballo rojo brillante. Y a su jinete se le dio el poder de quitar la paz de la tierra, para que se matasen unos a otros. Y se le dio una gran espada.

Tercer sello: Un caballo negro

5 Cuando el Cordero abrió el tercer sello oí al tercer ser viviente, que dijo: “¡Ven!” Miré, y vi un caballo negro. Y su jinete tenía una balanza en su mano. 6 Y oí como una voz en medio de los cuatro seres vivientes que decía: “Un litro de trigo por un denario, y tres litros de cebada por un denario. Pero no dañéis el vino ni el aceite”.

Cuarto sello: Un caballo amarillo

7 Cuando el Cordero abrió el cuarto sello oí la voz del cuarto ser viviente, que dijo: “¡Ven!” 8 Miré, y vi un caballo amarillo. Su jinete se llamaba Muerte, y el sepulcro lo seguía. Y le fue dado poder sobre la cuarta parte de la tierra para matar con espada, hambre, peste y con las bestias de la tierra.

Quinto sello: El clamor de los mártires

9 Cuando él abrió el quinto sello vi, debajo del altar, las almas de los que habían sido muertos por la palabra de Dios y por el testimonio que habían dado. 10 Y clamaban a gran voz: “¿Hasta cuándo, Señor santo y verdadero, no juzgas y vengas nuestra sangre de los que moran en la tierra?” 11 Entonces le dieron a cada uno un vestido blanco y se les dijo que descansaran un poco más de tiempo, hasta que se completara el número de sus consiervos y sus hermanos, que también habían de ser muertos como ellos. (Heb. 11:40)

Sexto sello: Un gran terremoto

12 Miré cuando él abrió el sexto sello. Se produjo un gran terremoto, el sol se ennegreció como un saco de cilicio, la luna se volvió toda como sangre 13 y las estrellas del cielo cayeron sobre la tierra, así como la higuera echa sus higos cuando es sacudida por un viento fuerte. 14 El cielo se replegó como un pergamino que se enrolla, y todo monte y toda isla fueron removidos de su lugar. (Jer. 4:24) 15 Entonces los reyes de la tierra, los grandes y los ricos, los capitanes y los poderosos, y todo siervo y todo libre, se escondieron en las cuevas y entre las peñas de los montes. (Isa. 2:19) 16 Y decían a los montes y a las peñas: “Caed sobre nosotros y escondednos de la vista de Aquel que está sentado en el trono, y de la ira del Cordero. (Ose. 10:8; Luc. 23:30) 17 “Porque ha llegado el gran día de su ira, ¿y quién podrá quedar en pie?” (Sal. 76:7)

Septiembre de 2018

 

Volver

DomLunMarMieJueVieSab
2627282930311
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30123456

Acceso a WebClass

SISTEMA ADMINISTRACIÓN ESCOLAR

Matrículas Abiertas

Plan Lector

BLOG PORTAL